Dudas

Lagun Aro, Fuenlabrada, Murcia… tres equipos en la zona baja de la clasificación que nos han ganado de forma consecutiva y además con toda justicia. Tres rivales que deberían haber sido víctimas propicias y sin embargo hemos hincado la rodilla. Y ahora que el equipo empieza a recuperar efectivos tras la plaga de lesiones, que todo debería ir a mejor, parece que empezamos a flaquear. ¿Causas? Unos dicen que es mala suerte, otros que Perasovic exige tanto en los entrenamientos que revienta a los jugadores y llegan cansados, otros que es una mala racha pasajera que terminará pronto… No sabemos, ni somos nosotros los que debemos buscar donde falla. Se ve una muy mala defensa en los últimos partidos, se aprecia una falta de control de los partidos, falta de ideas, el que esto escribe, sin enteder mucho de esto, ve mucho más cansancio mental que físico.

El caso que es que la única realidad es que esta bajón llega en mal momento, con la Copa cercana a disputar y en juego la clasificación en le Eurocup. Sobre todo esto último, porque es total y absolutamente necesario seguir adelante en esta competición que prácticamente nuestra única vía de acceso a la Euroliga, y en el baloncesto actual la Euroliga es la vida, nos guste o no. Así que este martes que viene nos toca arrimar el hombro a todos, al equipo, a la afición. No podemos permitirnos el lujo de perder… ganar nos proporciona una autopista de alta velocidad a la siguiente ronda, perder nos lo pone mucho más difícil de lo que podía parecer en un primer momento. Así que allí estaremos, en la Fonteta el martes a las 20:30, porque aunque aquí nos desanimamos rápido y empezamos a jurar en hebreo contra nuestro equipo, seguimos vivos, muy vivos en todas las competiciones, en la zona alta de la ACB y con ventaja todavía en la Eurocup, y simplemente, no podemos fallar.

¡Queremos volver a ver esta imagen!

¡Queremos volver a ver esta imagen!

Comments are closed.